¡Quiero ser artista!

/, Tartas/¡Quiero ser artista!

¡Quiero ser artista!

No no, tranquilos, no se me está ocurriendo cambiar de profesión, ni tampoco he adoptado un nuevo hobby, pero sí que tengo unos amigos que hacen teatro. Su grupo se llama Teatro Verea y en su Web podéis leer sobre su trayectoria y ya llevan más de 30 años haciendo teatro.

Pues bien, celebramos el cumpleaños de uno de los miembros del grupo Verea, Carmen, los amigos hicimos una pequeña celebración el fin de semana y Galletissima “patrocinó” una tarta para ella. Terminamos el día, como no podía ser de otra forma con un par de artistas en la pandilla, en el teatro Isabel la Católica, uno de los teatros con más solera de Granada.

Sobre la tarta os puedo decir que me sorprendió gratamente, quedó muy ligera de sabor, cosa de agradecer para aquellas personas que no les gusta tanto las tartas muy dulces. Para el bizcocho utilicé una adaptación del libro de Patricia Arribalzaga de sus cupcakes de limón, este bizcocho estaba bañado con un sirope de limón natural al 50% y relleno con una Sweet Meringue Buttercream de frambuesas.

Esto de hacer un Sweet Meringue Buttercream para mi es una de las cosas más complicadas de cocina, creo que es bastante complicada técnicamente, seguramente habrá quien piense que lo de hacer la crema suiza de mantequilla está chupado pero para mi que no. La primera vez que la hice no tuve mayor problema, seguí las instrucciones que leí en la web (perdonarme pero no me acuerdo en que Web leí esto por primera vez) y a la primera obtuve una rica crema suiza de mantequilla, pero la segunda vez no lo tuve tan fácil. Eso sí, con perseverancia se consiguen las cosas, y con esta receta es lo que hay que tener, perseverancia.

Esta crema tiene como base un merengue suizo, que para quien no lo sepa es un merengue que se hace al baño maría, de esta forma los cristales de azúcar se funden con las claras obteniendo un merengue de textura muy muy suave. Una vez que tenemos este merengue bien montado llega el punto conflictivo, agregarle la mantequilla y que no se corte la mezcla. La teoría te dice que con la mantequilla a temperatura ambiente, porque sino no hacemos nada, vamos añadiendo uno a uno cubos de mantequilla a la mezcla del merengue. Esto te puede llevar más de media hora, y al principio es bastante desesperante, no ves ningún tipo de resultado, es más parece que estás estropeando el merengue más que arreglándolo. Al principio la mezcla se empieza a volver más líquida, pero hay que seguir insistiendo, batiendo poco a poco, muy lentamente, hasta que llega un punto que parece que estás batiendo requesón, pero es normal, no hay que parar la batidora hay que seguir batiendo hasta que al final se integra todo. Cuando hemos conseguido una crema que en textura puede asemejarse a una nata montada muy consistente, podemos agregar sabor a la crema.

Para hacerla de sabor a frambuesa primero hay que preparar un puré de frambuesas concentrado. Para esto hay que poner las frambuesas en un cazo y hervirlas unos 10 minutos, en el último momento se le agrega una cucharada de azúcar y por último se baten y se cuelan por un colador chino para quitar todas las pepitas.

550gr de azúcar

550gr de mantequilla de buena calidad

280gr de claras pasteurizadas

80gr de puré concentrado de frambuesas

1 cucharada sopera de frambuesas liofiizadas o en pasta (opcional)

 

La receta la podéis encontrar en el blog de Patricia Arribálzaga y también en su libro “Cupcakes, Cookies & Macarons de Alta Costura“.

Para la decoración de la tarta hice una estructura que representaba el escenario de un teatro, aquí podéis ver el detalle del teatro mientras estaba trabajando en ella a falta de unos pocos detalles.

IMG_2516

Toda la decoración es comestible, la parte del fondo del escenario la hice con pasta de goma pues necesitaba más estabilidad ya que esta parte es la que “sujeta” los elementos como el telón. Con pasta de goma también hice las caretas, símbolo inequívoco de que estamos hablando de teatro. El telón, las tablas del escenario, los focos y todos los demás detalles los hice con fondant mezclado con CMC.

Para terminar utilicé una plantilla que vi en Pinterest para hacer unos detalles de glasa real con manga pastelera sobre la tarta imitando los artesonados que se pueden ver en los teatros.

Si tenéis cualquier duda estaré encantada de ayudaros, siempre dentro de mis posibilidades ;).

Hasta pronto.

Elena.

 

 

2016-12-06T10:57:33+00:00

3 Comments

  1. Carmen 24 marzo, 2013 at 22:41 - Reply

    Esta maravillosa tarta coronada por un escenario de teatro la hizo Elena para mí el día de mi cumpleaños. Fue una gran sorpresa. Ella conoce mi gran afición del teatro y lo que supone para mí subir a un escenario y encarnar la vida de personajes que nada tienen que ver conmigo.
    Atenta siempre a nuestros paladares, combinó perfectamente los sabores del bizcocho de limón y la crema, con lo que la tarta quedó suave, para nada excesivamente dulce, y muy suave al paladar con un puntito de acidez que me encanta. Muchísimas GRACIAS y adelante.

  2. natalia 19 enero, 2015 at 11:17 - Reply

    holaaa,, tengo que hacer una y quería saber como pegaste el escenario a la tarta para que quede bien sujeto!! muchas gracias

    • Elena 1 febrero, 2015 at 12:18 - Reply

      Hola! todo el escenario lo hice en pasta de goma, que al ser más dura da mucha estabilidad a la estructura. Para los apoyos sólo utilicé palillos de dientes.
      Todo quedó bastante sujeto y no tuve ningún problema de “desprendimientos” inesperados.
      Espero haberte ayudado. Un saludo.

Leave A Comment